6 formas de iniciar Windows 10 en modo seguro

El Modo seguro siempre ha sido el componente clave para la solución de muchos de los problemas de Windows. En el Modo a prueba de fallos, Windows se carga sólo con los controladores y archivos necesarios, por lo tanto, mantiene a raya los archivos y aplicaciones no necesarios que pueden estar causando el problema. Existen múltiples formas de acceder al Modo seguro en Windows, y es muy importante conocer todas ellas. Nunca se sabe cómo un problema de Windows puede limitar el uso de Windows, por ejemplo, ¿qué pasa si ni siquiera se puede acceder a la pantalla de inicio de sesión? En tales situaciones, conocer las diferentes maneras de acceder al Modo seguro ayudará.

Los métodos para acceder al Modo a prueba de fallos en Windows 10 son un poco diferentes a los de Windows 8, y especialmente a los de Windows 7. Por eso vamos a enumerar 6 métodos diferentes para acceder al Modo a prueba de fallos en Windows 10. Estos métodos deberían ser suficientes para ayudarte a acceder al Modo a prueba de fallos incluso en las peores condiciones.

Método #1: Siempre lanzar Windows 10 en modo seguro

Puede configurar Windows 10 para que se inicie siempre en Modo a prueba de fallos desde el cuadro de diálogo Configuración del sistema. Esto es útil si está resolviendo un problema de Windows y necesita abrir Windows 10 siempre en Modo a prueba de fallos para la sesión. Para ello, pulsa las teclas Windows+R para abrir ” Ejecutar ” e introduce ” msconfig ” en él. Ahora haz click en ” OK ” y se abrirá el diálogo de “Configuración del sistema” .

Aquí, muévete a la pestaña ” Boot ” y selecciona Windows 10 en la parte superior (si hay más de una opción). Ahora en ” Boot options “, selecciona ” Safe boot ” y el tipo de Modo Seguro. Puedes mantenerlo en ” Mínimo ” si quieres acceder al Modo Seguro normal.

Por lo demás, los modos “Shell alternativo” y “Red” también están disponibles para lanzar el Modo seguro con el Símbolo del sistema o el acceso a la Red. Cuando haga clic en ” OK ” para aplicar los cambios, se le pedirá que reinicie inmediatamente o más tarde. Elija la opción correcta según sus deseos. Cuando se reinicie, Windows 10 se iniciará en el Modo a prueba de fallos.

Sin embargo, este cambio es permanente y Windows 10 siempre se cargará en el Modo a prueba de fallos. Así que tendrás que ir al diálogo de Configuración del Sistema de nuevo y desmarcar ” Modo a prueba de fallos ” en Windows 10.

Método #2: Presione F8 para iniciar el modo seguro de Windows 10

Presionar F8 mientras se carga Windows siempre ha sido la mejor manera de arrancar Windows en Modo a prueba de fallos. Desafortunadamente, Windows 8 y Windows 10 arrancan demasiado rápido (con el hardware adecuado) que ni siquiera se reconoce la pulsación de la tecla F8. Sin embargo, la velocidad de arranque depende del BIOS de tu PC y de si estás usando SSD o no. Si todavía estás usando un PC más antiguo que funciona con un BIOS más antiguo y también tiene un disco duro en lugar de SSD, es posible que el truco F8 también funcione en tu PC con Windows 10.

Si ese es el caso, entonces presione rápidamente la tecla F8 mientras se carga Windows 10 y debería ver las opciones de inicio en las que la opción de Modo Seguro también estará disponible.

Nota: Si estás arrancando en modo dual, asegúrate de que Windows 10 esté configurado como el sistema operativo predeterminado. Puedes configurarlo como SO por defecto desde las mismas opciones de “Arranque” en el diálogo “Configuración del sistema” al que accedimos en el método #1.

Método #3: Mantener el cambio y reiniciar

También puede mantener pulsada la tecla Shift y reiniciar el PC para acceder a las opciones de arranque de la solución de problemas. Desde allí puedes navegar y acceder al Modo seguro. Abre el menú de inicio y haz clic en el botón ” Power “. Ahora mantén pulsada la tecla ” Shift ” y haz clic en el botón ” Restart “. Esta combinación funcionará tanto desde el diálogo de cierre de Windows (Alt+F4) como desde la pantalla de inicio de sesión.

Esto reiniciará su PC y abrirá algunas opciones básicas de arranque, haga clic en ” Troubleshoot ” desde estas opciones. En la opción Solución de problemas, verás una opción para reiniciar Windows 10 y una opción para acceder a “Opciones avanzadas”, haz clic en ” Opciones avanzadas “.

Aquí haga clic en ” Configuración de inicio ” y luego haga clic en ” Reinicio ” para acceder a las opciones de inicio avanzadas.

Su PC se reiniciará de nuevo y cargará las opciones de arranque avanzadas. Habrá muchas opciones, incluyendo las opciones de modo seguro, y tendrás que usar las teclas numéricas o las teclas de función (F1, F2, F3) para seleccionar la opción correcta. El Modo Seguro mínimo es el 4º de la lista y se puede acceder a él con la tecla numérica 4 (o F4). Se puede acceder al Modo seguro con la Red y al Modo seguro con el acceso al Símbolo del sistema con la tecla numérica 5 (F5) y 6 (F6) respectivamente.

Método #4: Agregar la opción de modo seguro en el menú de arranque

También puedes añadir la opción de Modo seguro en el menú de arranque junto a otros sistemas operativos para acceder fácilmente a ella cada vez que reinicies tu PC. Esto es extremadamente útil si necesitas acceder al Modo a prueba de fallos con frecuencia o cuando no puedes acceder a Windows 10 en absoluto. Sin embargo, esto requiere un poco de configuración, pero no te preocupes, estamos aquí para guiarte a través de todo el proceso. Para ello, primero tendremos que crear una entrada en el menú de arranque y luego asignarle la opción requerida de Modo a prueba de fallos.

Para crear una entrada en el menú de arranque, haga clic con el botón derecho del ratón en el icono del menú de arranque (o pulse Windows+X) y seleccione ” Command Prompt (Admin) ” desde él. Esto abrirá una ventana elevada del símbolo del sistema, aquí introduce el comando mencionado abajo y pulsa la tecla ” Enter “.

bcdedit /copy {current} /d “Lanzar el modo seguro de Windows 10”

Esto creará una entrada en el menú de arranque con el nombre ” Lanzar el modo seguro de Windows 10 “. Aquí “Iniciar el Modo Seguro de Windows 10” es el nombre de la entrada, por lo que puedes editar esta sección a tu gusto para poner el nombre que desees. También puedes repetir el proceso y cambiar los nombres de las entradas para crear entradas múltiples, lo cual es perfecto si planeas crear entradas para el Modo seguro con Networking y Command Prompt también.

Ahora que la entrada está creada, vamos a asignarle la función de Modo Seguro. Vuelve a la configuración del sistema escribiendo ” msconfig ” en el diálogo “Ejecutar”, como hicimos en el método #1. Aquí muévete a la pestaña “Boot” y selecciona la nueva entrada que acabas de crear. Ahora selecciona “Arranque seguro” en las “Opciones de arranque” y selecciona el tipo de modo seguro debajo de él. También, asegúrate de que la opción “Make all boot settings permanent” esté marcada . Cuando haga clic en “OK”, se le pedirá que reinicie inmediatamente o que lo haga más tarde, sólo tiene que elegir la opción deseada y la entrada de Modo Seguro se añadirá en el menú de arranque.

Más tarde, si cambias de opinión y quieres eliminar esta entrada del menú de arranque, sólo tienes que acceder de nuevo a Configuración del sistema y seleccionar la entrada. Ahora sólo tienes que hacer clic en ” Borrar ” y se borrará inmediatamente.

Método #5: Usar una unidad de recuperación de Windows 10

Si ya ha creado una unidad o disco USB de recuperación de Windows 10, puede utilizarlo para acceder al Modo a prueba de fallos. Esto es muy útil si estás atrapado fuera de Windows y no te has configurado para cargarlo en Modo a prueba de fallos. Conecta la unidad USB de recuperación a tu PC e iníciala. Deberías ver una pantalla ” Elige una opción ” con la opción de cargar el contenido de la unidad USB junto con algunas otras opciones, incluyendo ” Solución de problemas “. Aquí selecciona ” Troubleshoot ” y el resto del proceso es el mismo que hemos hecho en el método #3.

Método #6: Forzar a Windows 10 a cargar las opciones de arranque

Esta es una opción un poco dura, pero podría ser un salvavidas si no tiene acceso a la unidad de recuperación de Windows y otros métodos no funcionan por algún motivo. Si interrumpe la carga de Windows 10 2-3 veces, le dará automáticamente opciones básicas de arranque para seleccionar la opción ” Troubleshoot ” y luego navegar al Modo seguro usando las instrucciones del método #3.

Inicie Windows 10 y cuando vea su logotipo con puntos en círculo debajo de él, mantenga presionado el botón de encendido del PC. Esto forzará el apagado del PC después de un breve retardo. Repite este proceso 2-3 veces y deberías ver a Windows diciendo ” Cargando opciones de reparación ” mientras se carga Windows 10. Esta vez, no apagues el PC y deja que complete el proceso. Las opciones básicas de arranque se cargarán, sólo selecciona “Troubleshoot” aquí y sigue las instrucciones del método #3 para acceder al Modo Seguro.

VÉASE TAMBIÉN:11 Mejores herramientas gratuitas para descargar e instalar controladores en Windows

Conclusión

Arriba hemos mencionado 6 mejores métodos para arrancar Windows 10 en modo seguro que deberían ser suficientes para permitirle acceder al modo seguro cuando sea necesario. Le recomendaré que añada una entrada de Modo a prueba de fallos en el menú de arranque para asegurarse de que siempre tenga la opción de acceder al Modo a prueba de fallos incluso si Windows 10 no se está iniciando. Sin embargo, si no lo configuraste antes de que ocurriera lo inesperado, entonces un Disco de recuperación o un apagado forzado debería ayudar a acceder a Windows 10 en Modo seguro.

¿Conoces otras formas de entrar en el Modo a prueba de fallos en Windows 10? Comparta con nosotros en los siguientes comentarios.